The walking ant: Los zombies atacan en el mundo animal

Los zombies están muy de moda: en series como “the walking dead”, en videojuegos como resident evil, en películas, libros, y hasta en juego de mesa… Hay algo que  nos atrae de esa fantasía. O no tan fantasía. ¿Y si dijera que hay casos en el reino animal que se asemejan a lo que denominamos “zombies”? ¿Sorprendido? Cierra la boca, que pareces uno de ellos.

Sigue leyendo

Anuncios

De viaje a Yosemite

Destacado

El pasado 12 de octubre cogí un avión a Estados Unidos con varios objetivos; uno de ellos, el que voy a compartir con vosotros, era descubrir, conocer y patear el primer parque nacional de la historia, el parque de Yosemite (que en inglés se pronunciaría Yosímiri, curioso, ¿eh?), un lugar repleto de naturaleza, vida, agua y sensaciones.  A continuación un pequeño resumen de los distintos sitios que visitar (puedes ver más fotos de éste y otros viajes en mi cuenta de instagram @trotadventure)

Volé a San Francisco junto con mi amiga Hannah y pasamos el día allí, viendo las famosas colinas que nos fascinan en las películas, caminando por el Golden Gate, y ya descubriendo animales que no estoy acostumbrado a encontrarme en la península ibérica: pelícanos, focas, y el pequeño y rapidísimo capricho que estaba deseando poder fotografiar, el colibrí. Después de pasar todo el día en una ciudad, condujimos por las grandes y planas praderas de California, hasta que el sol se fue y no podíamos ver el entorno que nos rodeaba, aunque empezaba a intuir, por las curvas de la carretera y los cambios de altitud, que estábamos llegando al destino; y que por ser de noche nos estábamos perdiendo unas vistas que seguramente serían espectaculares.

Al despertar al día siguiente, comenzó nuestra aventura de 5 días. Por supuesto, acerté en lo de las vistas espectaculares. Las montañas se perdían en el cielo, las nubes paseaban entre los árboles y los rayos de sol jugaban con las formas.

DSC02862(1)

Sigue leyendo

¿Cómo pican las medusas?

Sigilosamente, con una apariencia indefensa, hermosa e hipnótica, se acercan a ti; y tú, que disfrutas alegremente de tus vacaciones y no eres consciente de lo que se cierne sobre ti, chapoteas ajeno en el agua. Y de repente, como de la nada, un dolor.

Sí, medusas, esos hermosos seres marinos a los que tenemos un temor desmesurado (a la par que justificado). Todos tenemos miedo a las abejas y sus aguijones, a las avispas y sus mandíbulas, a las medusas y sus….  Espera, ¿Cómo pica una medusa?

jellies

Medusas (Fuente: PopularScience)

Las medusas  son unos animales invertebrados pertenecientes al filo de los cnidarios. Su cuerpo está formado por la umbrela (esa parte con forma de campana), de la cual, por dentro pende el manubrio, lugar por el que se alimenta; además, tiene tentáculos rodeando toda la base de la umbrela.

Y en estos tentáculos, este animal que nos genera sentimientos tan enfrentados, tiene un tipo especial de células que se llaman cnidocitos o cnidoblastos. Estas células tienen una cápsula dentro donde albergan un filamento con espinas, que también es urticante por ser hemolítico y miolítico, esto es, que mata a las células de la sangre y a la de los músculos. Estas células tienen, cerca de la apertura por donde saldrá el filamento, una flagel que capta estímulos mecánicos (o sea, si algo toca el tentáculo), y desencadena la “picadura”. Cuando tocas el tentáculo, que está lleno de estos cnidocitos, los flagelos abren la célula, y como si se tratara de un cañón, disparan el filamento con espinas que entran en contacto con la víctima y le causa los daños (dependiendo de la especie medusa, puede ser que no cause daños, o que te mate).

1

Funcionamiento de cnidocito. (Fuente: ulum.es)

Y así es como tenemos a una víctima quejándose, tocándose la zona herida, maldiciendo a este precioso animal invertebrado y acudiendo al puesto del socorrista más cercano. Y ahora, lectores de Efecto Paraguas, toca alardear de que sabéis cómo se produce la picadura de estos animales tan peculiares.

 

Piel de gallina

¿A quién no le ha pasado que, ante una canción bonita, se le ha puesto la piel de gallina? ¿O que al abrir la ducha, salga el agua fría, te de, y se te erice el pelo? ¿O que, al estar con alguien especial, al sentir su dedo acariciándote, estos miles de puntitos en la piel han evidenciado lo mágico de ese contacto? Pero tal vez, con la cantidad de veces que lo hemos experimentado, nunca nos hemos preguntado que está ocurriendo ahí. Pues bien, ha llegado el momento de descubrirlo.

tumblr_lkbl8fw2jx1qejpuqo1_1280

Piel de gallina (Fuente: Tumblr)

 

En la piel (el mayor órgano del cuerpo humano) hay tres capas, la epidermis (la capa más exterior), la dermis, y la hipodermis (la más interior). A través de estas capas se encuentran los pelos, que nacen en las folículos pilosos y van saliendo al exterior. Suena increíble por el pequeño tamaño de los pelos y el gran número que tenemos, pero cada uno de esos folículos tiene sus propios vasos sanguíneos para que cada uno tenga los nutrientes necesarios, y también fibras musculares lisas (que es encuentran de forma oblicua al pelo).

8912

Piel (Fuente: A.D.A.M.)

 Por así decirlo, imaginemos que la piel está llena de “pocillos”, que son los poros por donde salen los pelos); al final del pozo (o sea, en el folículo piloso), encontramos una red de capilares sanguíneos, e inserciones de musculatura lisa (que por cierto, es involuntaria, o sea, que no podemos contraerla cuando nosotros queramos).

Como todos sabemos gracias a las teorías de la evolución humana, antes teníamos mucho más pelo que ahora, y este sistema servía para preservar el calor. Cuando hacía frío, los músculos se contraían y el pelo se erizaba, consiguiendo espacio entre los pelos donde cabía aire, que es un buen aislante térmico atrapado entre varias capas de pelos. Desde luego, con la poca cantidad de pelo que tenemos, no sirve para conservar el calor que todo esto ocurra, pero el mecanismo sigue ocurriendo.

goose-bumps

Mecanismo de erección del pelo (Fuente: howhealthier.com)

Además, si os fijáis, los animales también erizan los pelos ante una situación de peligro. El ejemplo más visual es el gato “bufándose” cuando se siente amenazado. Cuando el cerebro detecta algo como un peligro, la señal nerviosa de alerta es enviada y genera esa respuesta. Aunque también podemos ver el efecto de los pelos erizados ante situación de emoción, como cuando escuchamos una canción que nos pone la piel de gallina.

un-gato-erizado-2217

Gato con el pelo erizado (Fuente: fondox.net)

Así que, la próxima vez que se os ponga la piel de gallina, pensar en todo lo que está pasando por vosotros. Y el dato snob de hoy para que os luzcáis con vuestros amigos, a este mecanismo de ponerse los pelos de punta se le llama reflejo pilomotor, o si queréis llegar a un nivel superior de intelectualismo, horripilación cutánea.

Cómo ser un buen depredador acuático. Las ampollas de Lorenzini

Ta-ná….. ta-ná….. ta-ná-ta-ná…. Si conforme habéis leído esto os ha venido a la mente las oscuras aguas azules del mar y un tiburón acercándose a vosotros amenazantemente, entonces es que he hecho buen trabajo trabajando con los sonidos y las palabras. Y como ya podréis intuir, la entrada de hoy trata de tiburones; y más concretamente, de un órgano que ellos poseen que les hace únicos.

Los tiburones están clasificados en el Reino Animalia, Filo Cordados, Subfilo Vertebrados y Clase Condrictios. Son peces cartilaginosos (como el propio nombre indica: Condrio viene de cartílago, e ictio de pez). Son famosos por ser los grandes depredadores del mar, como bien saben nuestros miedos incontrolados cuando nos metemos en el agua y no dejamos de mirar alrededor por si acaso. Muchas partes de su cuerpo les ayudan a ser tan mortíferos, un inmenso número de dientes afilados, mandíbulas retráctiles en algunos casos (sí, al más puro estilo estilo alien vs. predator, como podéis ver en el video), un olfato para detectar a sus presas… y lo que vamos a resaltar aquí, las ampollas de Lorenzini.

Sigue leyendo

Radiaciones

Este articulo ha sido traído a Efecto Paraguas por María Ángeles Millán, estudiante de Física en la Universidad de Murcia.

La palabra “radiación” suele producirnos de manera inmediata un profundo rechazo. Automáticamente asociamos el término con accidentes nucleares, cánceres, mutaciones,… La televisión y el cine nos ofrece un amplio abanico de fenómenos extraños, a cada cual más inverosímil y espectacular con las radiaciones como causa. El pez de tres ojos de Los Simpson, el Doctor Manhattan de Watchmen o El Increíble Hulk puede que sean alguno de los ejemplos que se nos vienen a la cabeza pero, ¿qué son realmente las radiaciones y dónde podemos encontrarlas?

Se denomina radiación a la propagación de energía a través de un medio o del vacío. Esta transmisión de energía puede producirse por medio de ondas electromagnéticas o a través de partículas que se mueven a gran velocidad. En nuestro día a día, y desde el principio de los tiempos, vivimos inmersos en una gran cantidad de radiaciones que atraviesan nuestro cuerpo sin que nosotros nos demos cuenta o reparemos en ello, pese a estar familiarizados con sus efectos y, muchas veces, beneficiarnos de ellas. Sigue leyendo