Piel de gallina

¿A quién no le ha pasado que, ante una canción bonita, se le ha puesto la piel de gallina? ¿O que al abrir la ducha, salga el agua fría, te de, y se te erice el pelo? ¿O que, al estar con alguien especial, al sentir su dedo acariciándote, estos miles de puntitos en la piel han evidenciado lo mágico de ese contacto? Pero tal vez, con la cantidad de veces que lo hemos experimentado, nunca nos hemos preguntado que está ocurriendo ahí. Pues bien, ha llegado el momento de descubrirlo.

tumblr_lkbl8fw2jx1qejpuqo1_1280

Piel de gallina (Fuente: Tumblr)

 

En la piel (el mayor órgano del cuerpo humano) hay tres capas, la epidermis (la capa más exterior), la dermis, y la hipodermis (la más interior). A través de estas capas se encuentran los pelos, que nacen en las folículos pilosos y van saliendo al exterior. Suena increíble por el pequeño tamaño de los pelos y el gran número que tenemos, pero cada uno de esos folículos tiene sus propios vasos sanguíneos para que cada uno tenga los nutrientes necesarios, y también fibras musculares lisas (que es encuentran de forma oblicua al pelo).

8912

Piel (Fuente: A.D.A.M.)

 Por así decirlo, imaginemos que la piel está llena de “pocillos”, que son los poros por donde salen los pelos); al final del pozo (o sea, en el folículo piloso), encontramos una red de capilares sanguíneos, e inserciones de musculatura lisa (que por cierto, es involuntaria, o sea, que no podemos contraerla cuando nosotros queramos).

Como todos sabemos gracias a las teorías de la evolución humana, antes teníamos mucho más pelo que ahora, y este sistema servía para preservar el calor. Cuando hacía frío, los músculos se contraían y el pelo se erizaba, consiguiendo espacio entre los pelos donde cabía aire, que es un buen aislante térmico atrapado entre varias capas de pelos. Desde luego, con la poca cantidad de pelo que tenemos, no sirve para conservar el calor que todo esto ocurra, pero el mecanismo sigue ocurriendo.

goose-bumps

Mecanismo de erección del pelo (Fuente: howhealthier.com)

Además, si os fijáis, los animales también erizan los pelos ante una situación de peligro. El ejemplo más visual es el gato “bufándose” cuando se siente amenazado. Cuando el cerebro detecta algo como un peligro, la señal nerviosa de alerta es enviada y genera esa respuesta. Aunque también podemos ver el efecto de los pelos erizados ante situación de emoción, como cuando escuchamos una canción que nos pone la piel de gallina.

un-gato-erizado-2217

Gato con el pelo erizado (Fuente: fondox.net)

Así que, la próxima vez que se os ponga la piel de gallina, pensar en todo lo que está pasando por vosotros. Y el dato snob de hoy para que os luzcáis con vuestros amigos, a este mecanismo de ponerse los pelos de punta se le llama reflejo pilomotor, o si queréis llegar a un nivel superior de intelectualismo, horripilación cutánea.

Anuncios

Lo que nos hace humanos

¿Qué soy? ¿Quién soy? Es la pregunta entre preguntas, la que todos nos hacemos y de la que surgen todas las demás. “Eres una humana”, “eres un humano”, nos podemos contestar. Pero, ¿qué significa ser humano? Probablemente existen tantas respuestas como personas viven, han vivido y vivirán. Y, por supuesto, es una de las principales tareas de las filosofías, las religiones y las ciencias. Hoy vamos a explorar algunas de las respuestas que la ciencia nos da para esta compleja cuestión.

En primer lugar diremos que, como lo que a los científicos les gusta hacer es clasificar, definir y delimitar muy bien cada categoría, deberían ponerse de acuerdo en quiénes entran dentro del grupo “humano”. Y está claro que no lo hacen. Hay quienes creen que nuestra especie incluye poblaciones que hasta hace poco se consideraban distintas, como los neandertales (lo explicamos en “¿Este tipo es mi hermano?”). Hay otros que van aún más atrás en el tiempo y piensan que todas las “especies” del género Homo que han existido son realmente la misma, que ha pasado por sucesivas etapas evolutivas. Para simplificar, vamos a considerar aquí como humanos a todos los descendientes de los llamados Homo sapiens que aparecieron en África hace unos 200000 años y se distribuyeron por el resto del planeta hace tan solo 50000 años. Sigue leyendo

Ejemplos de adaptación de las poblaciones humanas a diferentes ambientes.

Existen diferentes motores evolutivos que explican la forma por la cual las frecuencias de los genes en una población pueden cambiar a lo largo del tiempo, como son la selección natural, la deriva génica o el flujo génico. Dejando de lado cuál ha sido el mecanismo que ha llevado a una población determinada a presentar una frecuencia genética distinta (lo cual podríamos dejar para otra entrada si os apetece), nosotros tendremos en cuenta hoy únicamente una idea, la de que un determinado carácter, si otorga alguna ventaja de adaptación al medio, en el grado que sea, será seleccionado dentro de la población.

Si prestamos un poco de atención a nuestra propia especie, podemos comprobar como muchas de las poblaciones humanas que habitan en diferentes regiones ecogeográficas, se encuentran muy bien adaptadas a los factores ambientales bajo los que están sometidos. Algunos ejemplos de estas adaptaciones de las poblaciones a su medio ambiente son:

  • Termorregulación: adaptación al clima.-

Sigue leyendo

El pulgar del panda

He elegido el título de uno de los más famosos ensayos del paleontólogo estadounidense Stephen Jay Gould (¡muy recomendado leerlo!) con dos objetivos. El primero es llamar la atención sobre este animal: el panda gigante asiático, una criatura que forma parte del zoológico que todos llevamos en la cabeza desde pequeñitos (de esos que no podían faltar cuando pintábamos un paisaje bonito con sus animales y plantas) pero que, si no se actúa de forma rápida y contundente, va a desaparecer de la faz de la Tierra en muy poco tiempo. El otro es contar una historia sorprendente sobre cómo funciona la evolución de los seres vivos, de forma parecida a como ya lo hizo el propio Gould.

Stephen Jay Gould fue un biólogo evolutivo muy conocido y admirado. Fuente: es.simpsons.wikia.com

Stephen Jay Gould fue un biólogo evolutivo muy conocido y admirado. Fuente: es.simpsons.wikia.com

Sigue leyendo

¿Este tipo es mi hermano?

Un ser robusto, fuerte, sin frente, sin barbilla y con un cerebro más grande que el tuyo. Es un neandertal. Y según la interpretación que algunos investigadores dan a los más recientes datos moleculares, podrían ser mucho más que nuestros “hermanos” evolutivos, podrían ser…  “nosotros mismos”. ¿Sorprendido? Tenemos una explicación muy clara para esto. ¡Sigue leyendo!

Figura 1: ¿te resulta familiar?

Figura 1: ¿te resulta familiar?

Sigue leyendo

Historias del Micromundo

Si digo “bacteria”, lo más seguro es que en tu cabeza aparezcan ideas como “enfermedad”, “suciedad”, “contaminación”, “infección”… Espero que para cuando termines de leer esto esas imágenes hayan cambiado o al menos estén a partes iguales con “origen de la vida”, “simbiosis”, “cooperación” o “microbiota”. Porque todos sabemos, desde bien pequeñitos, que si se nos cae la comida al suelo ya no hay que llevársela a la boca… ¡está llena de bacterias! Pero lo que probablemente no pensamos tanto es que, cuando esa comida llegue a nuestro intestino, será una pequeña multitud de estos seres microscópicos la que nos ayudará en la digestión y en muchas otras tareas esenciales para nuestro organismo. Sigue leyendo