Hora de mirarse los dedos. Las huellas dactilares

Ahora, mientras leéis esta entrada, os pido que levantéis las manos del ratón un momento y os fijéis en la punta de vuestros dedos. Cerca. Más cerca. Ahí están. Las huellas dactilares (o dermatoglifos si queréis sonar más interesantes/pedantes). Ahora os pido que dejéis de mirarlas hasta el final (será dificil resistirse, pero sé que podréis conseguirlo).

Huella dactilar (Fuente: Panorama.com)

Las huellas dactilares, sello de identidad único de cada persona como bien nos ha enseñado CSI, son crestas de la epidermis, que llevan los poros de las glándulas sudoríparas de la piel, en la palma de las manos, en la planta de los pies y en los dedos de manos y pies de todas las especies de primates. Sí, sorpresa, no somos los únicos que tenemos este rasgo tan característico. También se ha observado que hay diferencias a nivel de número de crestas entre grupos geográficos, incluso entre sexos. Una de las justificaciones para diferenciar entre hombre y mujeres es porque el hombre presenta mayor proporción de piel, con lo cual tiene menos densidad de crestas. Sigue leyendo

¿Conoces la vida secreta de los gatos?

Los gatos han vivido desde hace mucho tiempo de la mano del hombre. Alguna vez te hiciste alguna de estas preguntas? ¿Vives en el campo, en la huerta o cerca de algún parque y alguna vez has pensado que hace tu gato tantas horas fuera de casa? ¿Tu gato trae a casa ratones, lagartijas, aves, etc? ¿Sabías que los gatos son uno de los mayores problemas de extinción de especies enFoto: Irene Arnaldos las islas? Sigue leyendo

Bonobos, nuestros primos los hippies

Los seres humanos compartimos rama en el árbol de la vida con algunas de las criaturas más interesantes que existen (al menos, desde nuestro punto de vista). Dentro del orden Primates (denominados así por Linneo por ser nuestro propio grupo, en contraposición al resto de mamíferos, “Secundates”, y al resto de animales, “Terciates”), se nos ha clasificado en la familia Hominidae, a la que también pertenecen los conocidos como grandes simios -orangutanes, gorilas, chimpancés y bonobos- y todos nuestros antepasados, ya extintos (Australophitecus, Homo habilis, Homo erectus, etc.). Sin embargo, el desconocimiento que aún en la actualidad tenemos sobre nuestros parientes vivos más cercanos es enorme. Por eso hoy os presentamos al que probablemente sea el menos conocido y estudiado de todos ellos: el bonobo.

Nuestra familia en el árbol de la vida.

La familia de los homínidos actuales.

Sigue leyendo

El desmán ibérico (Galemys pyrenaicus)

El desmán ibérico (Galemys pyrenaicus) trata de un curioso y pequeño mamífero soricomorfo poco conocido. Se caracteriza por tener una trompa alargada y desnuda, unos ojos pequeños y carece de pabellones auditivos. Además posee una cola alargada y escamosa.

Foto: Organización Gau

Detalle de la cabeza de un desmán Foto: Organización Gaur

Con un pelo largo y liso de color marrón o gris, y unas extremidades posteriores mucho mayores que las anteriores adaptadas para la natación con membranas interdigitales. Sigue leyendo

Lo que nos hace humanos

¿Qué soy? ¿Quién soy? Es la pregunta entre preguntas, la que todos nos hacemos y de la que surgen todas las demás. “Eres una humana”, “eres un humano”, nos podemos contestar. Pero, ¿qué significa ser humano? Probablemente existen tantas respuestas como personas viven, han vivido y vivirán. Y, por supuesto, es una de las principales tareas de las filosofías, las religiones y las ciencias. Hoy vamos a explorar algunas de las respuestas que la ciencia nos da para esta compleja cuestión.

En primer lugar diremos que, como lo que a los científicos les gusta hacer es clasificar, definir y delimitar muy bien cada categoría, deberían ponerse de acuerdo en quiénes entran dentro del grupo “humano”. Y está claro que no lo hacen. Hay quienes creen que nuestra especie incluye poblaciones que hasta hace poco se consideraban distintas, como los neandertales (lo explicamos en “¿Este tipo es mi hermano?”). Hay otros que van aún más atrás en el tiempo y piensan que todas las “especies” del género Homo que han existido son realmente la misma, que ha pasado por sucesivas etapas evolutivas. Para simplificar, vamos a considerar aquí como humanos a todos los descendientes de los llamados Homo sapiens que aparecieron en África hace unos 200000 años y se distribuyeron por el resto del planeta hace tan solo 50000 años. Sigue leyendo

Historia y genética

El ser humano es peregrino por naturaleza. Desde los orígenes de nuestra especie en el continente africano hemos ido poblando la Tierra en oleadas migratorias sucedidas a lo largo de los siglos. Dado que el Homo sapiens conforma una única especie, es absurdo hablar desde el punto de vista científico de “razas” basadas en criterios fisiológicos, generalmente adaptativos, como rasgos faciales, altura, peso y color de piel. Por lo tanto, el racismo “científico”, además de ser un oxidado precepto del siglo XIX, es y será siempre una cuestión cultural que poco tiene que ver con la realidad biológica. En una palabra, la diferenciación de los diversos grupos humanos que se expandieron por el planeta se dio siempre en el plano cultural.

Expansión fuera de África. Fuente: Genographic Project

Expansión fuera de África. Fuente: Genographic Project

Sigue leyendo

La clave está en el conejo

Si jugando a ser Dios tuvieras que eliminar una sola especie para desmoronar casi por completo los ecosistemas mediterráneos de la Península Ibérica, esa especie sería el conejo (Oyrctolagus cuniculus). El conejo es una de esas especies denominadas “clave”, ya que participa en multitud de procesos, en distintos niveles tróficos, y es necesaria para el correcto funcionamiento de nuestros ecosistemas. Estas especies tienen una gran importancia, ya que su declive puede afectar a muchas otras y tener consecuencias muy graves.

Image

Conejo común (Oryctolagus cuniculus). Autor: Dulup

Sigue leyendo